Apertura de puertas

Además de ofrecer sus trabajos de apertura de puertas a particulares, también es una empresa dedicada a prestar su trabajo a comunidades de vecinos. Esta situación puede darse cuando se produce una rotura o atasco de cerraduras en dependencias de tipo comunitario, con lo que la responsabilidad de no poder entrar recae sobre el presidente de cada momento. Esta responsabilidad dura hasta que es efectuada la llamada, dejando el peso del trabajo a los trabajadores. Con carácter urgente, el compañero se presentará e indicará un precio antes de acometer el trabajo.

Las dependencias reservadas a los usos comunitarios de un edificio suelen estar situadas en el piso bajo y en el piso superior. En el primero de ellos los constructores dejan espacio para el cuarto de contadores o para el cuarto donde se guardan los utensilios de limpieza. En el piso superior, por su parte, el camarote del edificio suele tener una primera puerta comunitaria de acceso. Todas ellas suelen ser puertas de estructura simple y de cerraduras sin complicaciones. Sin embargo, el hecho de no ser usadas con mucha frecuencia puede hacer que presenten atascos o averías. La acumulación de polvo en el interior de las cerraduras también es un factor a tener en cuenta.

A pesar de la simplicidad de las puertas, estas dependencias guardan utensilios de gran valía para la comunidad y para los vecinos, con lo que no se debe dejar sin funcionamiento a las cerraduras, para salvaguardar por ejemplo los materiales relacionados con el gas o con la luz. El presidente de una comunidad tiene a su alcance, gracias a este servicio de urgencia, la solución del problema. Además el técnico asesorará sobre la posibilidad del cambio de cerraduras o del bombín del interior.